Lo último en tecnología en cascos de moto

Los cascos de moto son la parte más importante en el equipamiento de cualquier motociclista. Su uso no solo implica seguridad, sino que tiene un valor estético que permite complementar la personalidad de cualquier persona para exponer su estilo. Si hablamos de cifras, se han llegado a registrar un promedio de 20% de accidentes donde el casco no estuvo correctamente ajustado. Mientras que en óptimas condiciones, es capaz de reducir la posibilidad de lesiones hasta en un 69%.

Hay diferentes tipos de cascos para moto que se adaptarán a las necesidades particulares que tiene cada persona. No obstante, aunque esta variedad implica un mayor rango de posibilidades de donde escoger, también se debe tener en consideración otros factores. Por ejemplo, al margen de su diseño y apariencia, es esencial tomar en cuenta el tipo de motocicleta que se va conducir.

Entre los modelos más populares de los últimos años se encuentra el Suomy Sr Sport Dovizioso Ducati. Este casco destaca por su calota exterior que ha sido fabricada en un material especial, el cual ha recibido el nombre de “Tricarboco”. Básicamente, se trata de una combinación de Kevlar, carbono y fibra. Esto da como resultado una gran durabilidad y resistencia frente todo tipo de golpes.

Asimismo, está equipado con una serie de conductos que han sido probados en el túnel de viento para garantizar una óptima ventilación cuando se conduce. Mientras que la visera ha recibido tratamientos para que sea resistente a los rasguños y tenga propiedades “antiniebla”. No es nada voluminosa y está hecha en una sola pieza.

Por otra parte, nos encontramos con un avanzado sistema de cierres. Se trata de una correa con partes de acero inoxidable y un botón especial que mantiene unido todo el mecanismo. Tal como mencionamos al principio, esto es fundamental para que el casco se mantenga firme en caso de caídas o accidentes.

Cuando se habla de seguridad, los cascos de moto integrales son la mejor opción. Así como el modelo anterior, el Shark Vancore también pertenece a esta categoría. Una de las particularidades de este casco es su interior, el cual está compuesto por fibras de bambú natural. Esto permite que sea muy ligero, resultando bastante cómodo durante cualquier trayecto.

Las gafas funcionan con un mecanismo de fácil desmontaje, pudiéndose retirar por completo o ubicarlas en la parte superior. Esta misma versatilidad se percibe en el diseño del sistema de ventilación, el cual se puede adaptar en dos formas, según las necesidades que tenga el usuario.